NEWSLETTER | PUBLICIDAD |
EDICIÓN ESPAÑA

Coronavirus: ¿Hablamos claro?

Como ustedes habrán visto, tanto el mundo de la empresa como el periodístico han sido muy cautelosos en todo el asunto del coronavirus y en la gestión pública del asunto. Aquí a todo el mundo le interesa no añadir daño a lo que parece que será un problema impresionante. Y, además, prácticamente nadie sabe qué va a ocurrir.

Pero, dicho esto, hay algunas cosas a apuntar: Europa tiene la ventaja de que se enfrenta al coronavirus con cierto retraso respecto de China. Nosotros sí hemos visto cómo lo hicieron allí y, por lo tanto, podemos entender la dinámica, comprender los impactos, saber cómo funcionan las cosas.

Para hablar con franqueza, estamos ante un problema que va a costar dinero y que va a amargarnos durante unos dos meses como mínimo. Algo más para ser superado del todo. Siempre a la luz del ejemplo chino, hay varias posibilidades para abordarlo. Primero, como lo han hecho ellos: medidas draconianas, costosas, pero que tienen éxito en unos meses. Es decir, ahorramos tiempo. Segundo, retrasar las medidas, con lo que evitamos el pánico, pero al final, como sucede en Italia, se acaba en el mismo lugar sólo que más tarde. Y tercero, el enredo absoluto que vemos en Europa, que evidentemente va a acabar en pandemia, incapaces de arreglarlo, pero siempre con buenas palabras. 

Va siendo hora de decirlo claro: nunca habíamos tenido tan ‘buen rollo’ en España y en Europa, pero tampoco nunca se había visto tal ineficacia. 

No se trata de precipitarse, pero ustedes han visto que el domingo teníamos Madrid llena de manifestaciones y de eventos deportivos y el lunes cerrábamos las escuelas, los institutos y las universidades. No se trata de tomar medidas radicales, pero ¿no habría sido más eficaz prohibir los vuelos con Italia dos o tres semanas antes y así habernos evitado muchos focos de expansión del virus? Sobre todo porque al final hemos tenido que hacer lo mismo, pero cuando ya la enfermedad circula por España. Si vamos a prohibir las reuniones, ¿no hubiera sido mejor haberlo hecho antes, por ejemplo antes del funeral de Vitoria que permitió la expansión por la región?

Claro que a posteriori todos acertamos, pero ¿es muy malicioso concluir que la fase de contención ha sido un fracaso? 

Ayer mismo, Angela Merkel, la mujer más poderosa de Europa, decía que preveía que el 70 por ciento de los alemanes terminaría por enfermarse. Vean la diferencia con China: contendremos el virus y lo hemos contenido. Europa parece que, de entrada, se resigna. Y no es para menos, con la incapacidad para centralizar decisiones, para adoptar acuerdos, para liderar. 

De verdad, no es este un momento para sentirse muy orgullosos de la claridad de ideas en nuestro continente.

 


Acepto la política de protección de datos - Ver


Ordenar:   nuevos | antiguos | más valorados

gran artículo

Asi me gusta, que los dirigentes europeos sean positivos y optimistas, a Merkel le faltó decir que vamos a morir todos menos los chinos.. en fin..

Noticias relacionadas



Encuesta

¿Merece el turismo incluirse en los PERTE de fondos europeos?

Ver Resultados

Cargando ... Cargando ...




Instagram

Este mensaje de error solo es visible para los administradores de WordPress

Error: No hay cuenta conectada.

Por favor, ve a la página de ajustes de Instagram Feed para conectar una cuenta.

Comentarios recientes


Revista Preferente | REPORTUR | arecoa.com | Radio Bellver
Aviso Legal Política de Privacidad RSS Condiciones de suscripción Política de cookies