NEWSLETTER | PUBLICIDAD |
EDICIÓN ESPAÑA

Insultar no es debatir

La dirección de Preferente ha tomado la decisión provisional de reducir las oportunidades para la participación del público en los comentarios adjuntos a las noticias. No vamos a eliminar esta opción porque tenemos la vocación de escuchar la voz de la gente, de los protagonistas del mundo del transporte y del turismo, pero hay que poner un poco de orden en lo que en algún momento estaba convirtiéndose en una vergüenza.

Una parte importante, siempre creciente, de las intervenciones de algunos de nuestros lectores, contenían insultos, descalificaciones, faltas de respeto. En algunos casos, hablamos de la atribución de conductas delictivas, lo que es directamente una falta sancionable legalmente. Obviamente, estos insultos son la forma en la que muchas personas se dirigen a quienes no piensan como ellos. Aparentemente con ello no consiguen que los demás cambien sus opiniones, por lo que se convierten simplemente en instrumentos para faltar el respeto, sin que nadie razone de manera diferente por ese motivo.

Podría ser comprensible, en alguna situación extrema, entender que se pudiera llegar a un estado de enfado que desembocara en el insulto. Sea porque la crisis actual es muy acusada, sea porque las opiniones del público cada día están más distantes, el hecho es que estos insultos se han ido multiplicando con inadmisible frecuencia. Ha habido noticias y comentarios que han desencadenado listas interminables de descalificaciones en lo personal que, francamente, no se pueden aceptar.

Diariamente, Preferente destina recursos humanos para controlar estos contenidos. Se eliminan muchos comentarios descalificadores, pero aún así hay horas del día en los que es imposible que estos filtros no se vean desbordados.

Este es el motivo por el cual, en aquellos temas que consideramos que se puede desatar un debate excesivamente tenso, del tipo de los que conducen a lo indeseable, hemos optado por no habilitar los comentarios. Naturalmente que no deseamos que esto dure, que nos parece fantástico escuchar la voz del lector, pero no podemos terminar siendo una página barriobajera por este motivo.

Nada más provechoso para la democracia que el debate, que el intercambio de pareceres, que las visiones cruzadas, en todos los temas. Frecuentemente de esas opiniones emergen visiones interesantes, enriquecedoras. Pero el insulto desborda lo que se puede admitir y, por supuesto, no cumple función alguna en la democracia ni en el pluralismo.

Explicado queda.

 


Acepto la política de protección de datos - Ver


Noticias relacionadas



Encuesta

¿Está a favor del pasaporte de vacunación europeo?

Ver Resultados

Cargando ... Cargando ...




Comentarios recientes


Revista Preferente | REPORTUR | arecoa.com | Radio Bellver
Aviso Legal Política de Privacidad RSS Condiciones de suscripción Política de cookies