NEWSLETTER | PUBLICIDAD |
EDICIÓN ESPAÑA

La contradicción holandesa

Holanda está viviendo una locura ecologista, ambientalista, de la que les hablé algo en mi artículo anterior. El movimiento “Shame flying” se extiende por el país mientras el Gobierno intenta ponerse del lado de los ciudadanos, aparentemente alineados con el freno a la aviación. De hecho, Holanda ha aprobado un impuesto que aplicará unilateralmente si Europa no lo hace de forma generalizada. El mundo observa por dónde van los tiros.

Pero Skift, la publicación turística de Estados Unidos, ha hecho algo bastante malvado: ha descubierto que la semana pasada, sin que se hiciera énfasis alguno, el Gobierno aprobó que el aeropuerto de Schipol, uno de los más grandes de Europa, aumentara el máximo de vuelos permitidos desde los 500 mil actuales a los 540 mil. No obstante, los mismos políticos son los que dicen que quieren parar el crecimiento turístico de Amsterdam, y de Holanda en general.

Pocas economías son más pragmáticas que la holandesa. Pocos países tienen menos espacio verde y han crecido más intensamente. Pocos países priorizan el desarrollo sobre el medio ambiente como Holanda. Hasta ahora, cuando parece haber cambiado de postura. Por poner ejemplos, ningún otro país, mucho menos uno de las dimensiones de Holanda, tiene un aeropuerto internacional como Schipol, que cuenta nada menos que con cinco pistas operativas. Barajas, que es de los más grandes, aunque subexplotado, tiene cuatro. Heathrow, el de más tráfico de Europa, dos, y ahora lucha para conseguir una tercera pista que le permita descongestionar su situación.

Skift, con inteligencia, remarca el fuerte contraste holandés: por un lado, un país profundamente mercantilista, históricamente el más comercial de Europa, donde el turista es considerado un activo para enriquecer el país, y por otro la tendencia ecologista creciente que se opone a la propia naturaleza comercial de sus negocios.

El contraste entre ser la sede de empresas como Booking, que nació y creció en Amsterdam, y oponerse al turismo que es la base de su negocio; intentar limitar a AirBnb y, al mismo tiempo, tener Booking, que ofrece más habitaciones particulares que la propia AirBnb; ser la sede de una aerolínea absolutamente desproporcionada para el tamaño del país, que dispone de una amplia red de enlaces para nutrir su hub en Schipol, y oponerse a los vuelos en avión.

Holanda no es Noruega ni Suecia. Holanda es un país históricamente comercial, profundamente mercantilista, donde como bien remarca Skift, este movimiento contrario a su interés va a tener significativos contrastes y choques. No va a ser fácil pedir un aumento de impuestos contra la aviación y permitir que el aeropuerto pueda crecer un 10 por ciento en un año, siendo de por sí un aeropuerto que se alimenta sobre todo de viajeros de paso.


Acepto la política de protección de datos - Ver


Ordenar:   nuevos | antiguos | más valorados

La tasa holandesa desincentiva pasajeros en vuelos punto-a-punto que salen o llegan a Schiphol. Liberan con ello más capacidad en el aeropuerto para atender a los pasajeros en vuelo de conexión, exentos de la tasa, que no se quedan en Amsterdam.

El problema no son únicamente los vuelos – energéticamente más eficiente contínuamente y en el futuro – sino los visitantes en exceso que desnaturalizan, contaminan o destruyen los focos receptores colmatados (Barcelona). Hay que diversificar la oferta para diluir las visitas en territorios más amplios, sin crear focos dominantes, disminuyendo así su impacto sobre el territorio. En suma dejar de fomentar destinos masivos tipo parque temático (Venecia) y fomentar áreas de atracción (Cuenca hidrográfica del Ebro). Esto o pasar directamente a limitar el número de visitantes, ejemplo: cuevas de Altamira, Atapuerca, museos, etc. Limitar el número de km/año por persona, es la idea que algunos proponen. Algunas aerolíneas ya argumentan que supondría una restricción de las libertades (y una reducción de su negocio).

Quién tendrá la valentía de poner el cascabel al gato entre : Hoteleros, aerolíneas, TTOO, transportistas terrestres, autoridades , ciudadanía… ¿Cuándo se planteará este asunto en su real dimensión y no en los cortoplacistas términos que convienen a los citados?.

Noticias relacionadas


Encuesta

¿Cree que las huelgas en las aerolíneas conseguirán sus objetivos?

Ver Resultados

Cargando ... Cargando ...




Comentarios recientes

Revista Preferente | REPORTUR | arecoa.com | Radio Bellver | kbaTV
Aviso Legal Política de Privacidad RSS Condiciones de suscripción Política de cookies