NEWSLETTER | PUBLICIDAD |
EDICIÓN ESPAÑA

En 2018 ganó 481 mil euros como retribución variable

Meliá fortalece su gobierno corporativo: obligaría a Escarrer a devolver el bonus en caso de mala praxis

Meliá Hotels International sigue fortaleciendo su gobierno corporativo e incuso ha incluido una cláusula ‘clawback’ que obligará al consejero delegado, Gabriel Escarrer, a devolver la retribución variable que perciba anualmente en casos de mala praxis, como pueden ser los reflejados a través de una salvedad del auditor, publica Cinco Días. 

Una cláusula que ya incluye toda la banca en sus estatutos de gobierno corporativo y que el martes quedó refrendada en la junta general de accionistas de la hotelera, celebrada en Palma de Mallorca, con el voto a favor del 97,2% del total de titulares de acciones presentes. 

Las cláusulas ‘clawback’ nacieron en Estados Unidos en 2001 y se han aplicado en España, especialmente en el sector bancario, a raíz de la proliferación de casos de falsedad u ocultación patrimonial que desembocaron en rescates financieros de las cajas de ahorro. Con las cláusulas ‘clawback’ se trata de evitar casos de  creatividad contable y disuadir a los directivos de estas prácticas de riesgo (Meliá sigue apostando por Cuba y abrirá 4 hoteles más antes de fin de año).

En 2018, el consejero delegado de Meliá, Gabriel Escarrer, percibió una retribución fija de 761.000 euros, a lo que se sumó 481.000 euros como retribución variable a corto plazo, 2.000 euros por un seguro de vida y 114.000 euros como dietas, lo que hace un total de 1,35 millones de euros.

En caso de que se produjera una situación como la definida en la citada cláusula durante este ejercicio, la compañía podría solicitar al consejero delegado la devolución de la retribución variable percibida. Para este año, el salario fijo de Escarrer se verá incrementado un 2% hasta los 776.309 euros (Meliá ha invertido 1.100 millones en reformar su planta hotelera en una década).

La Junta de Accionistas también aprobó el reparto de un dividendo de 0,183 euros por acción, con un desembolso global de 42 millones de euros, que se hará efectivo el próximo 9 de julio. En la junta de accionistas, Escarrer se refirió a la cotización de la acción de Meliá, que en el último año ha caído un 32% pasando de 12,12 a 8,34 euros.

“La cotización ha tenido una tendencia exageradamente negativa. Meliá sigue siendo la empresa del Ibex 35 con mejor recomendación de compra, ya que de los 21 analistas que nos escrutan, 17 recomienda comprar, 3 mantener y solo 1 vender”, remarcó el consejero delegado. 

La prioridad de fortalecer el gobierno corporativo de la mayor hotelera española y la mayor mundial del nicho vacacional también se apreció con que el nuevo consejo de administración aumentó hasta el 55 por ciento los miembros independientes, frente al resto de ejecutivos y dominicales (propietarios), aún cuando la familia Escarrer supera holgadamente la mitad del capital.


Acepto la política de protección de datos - Ver


Noticias relacionadas


Encuesta

¿Cree que tiene cabida una agencia para jóvenes como proyecta Globalia?

Ver Resultados

Cargando ... Cargando ...






Revista Preferente | REPORTUR | arecoa.com | Radio Bellver | kbaTV
Aviso Legal Política de Privacidad RSS Condiciones de suscripción Política de cookies